@diannetho hablando en un post sobre cómo renacer tras emigrar al extranjero

Renacer

Renacer.

Volver a empezar.

Aventurarse al desconocido.

Así es como quiero volver con el blog: siendo otra yo. Con fotos de invierno en pleno verano. Con los pensamientos plasmados en un artículo. Con fuerza y felicidad.

@diannetho hablando en un post sobre cómo renacer tras emigrar al extranjero

En los últimos casi dos años los cambios fueron muchos en mi vida, cosa que se vio reflejada en el blog. Aquí os contaba cómo comenzó todo, esas primeras semanas en tierras lejanas donde todo era nuevo y quedaba un mundo nuevo por descubrir. Lo que creo que no os llegué a contar fue que, tras terminar la universidad y mi periodo Erasmus, no volví a Málaga. Me quedé para buscar trabajo, cosa que conseguí rápidamente. Estuve dos meses en una tienda bonita y coqueta que vendía productos españoles de muy buena calidad, una tienda donde aprendí a desenvolverme en alemán, a hacer caja y a picotear de vez en cuando del payoyo (ssshhh).

En Septiembre de 2017 me ofrecieron una beca en una multinacional con su base en Colonia, empresa llamada HRS. Estaba en desarrollo de recursos humanos, rodeada de un equipo fenomenal, con quien no solo aprendía inmensamente, sino que me divertía también. Tras pocos meses, me ofrecieron un ascenso, un puesto indefinido en el departamento de comunicación y eventos de la empresa, y no dudé ni un segundo en cogerlo. Ahí fue donde aprendí a organizar eventos, a escribir textos corporativos y a llevar la comunicación interna de la empresa. Sin embargo, había algo que me fallaba: lo personal. Tenía un trabajo genial, un buen sueldo y buenos compañeros, pero no me sentía plenamente feliz.

@diannetho hablando en un post sobre cómo renacer tras emigrar al extranjero

Me faltaba el sol del sur, me faltaba mi pareja, me faltaba la fruta que sabe a fruta, el olor a mar, el sudor en mi piel morena, los amigos, los helados artesanos, aquél lugar que sentía que era mi hogar: Málaga. Decidí perseguir aquello que quería y que sabía que me haría feliz: me volví a la tierra donde siempre es verano. Hace tan solo un mes que he vuelto pero me siento tranquila, feliz, plena. Estoy en un hogar que no es solo mío, es nuestro. Un hogar donde poder vivir momentos felices, donde crear recuerdos, donde hacer la cena en pareja, donde hacer cenas con amigos, donde jugar a juegos de mesa durante horas y horas. Así es como he conseguido renacer: volviendo.

De la etapa en Alemania quedan mil fotos, igual que otras mil de cada uno de los viajes que hemos hecho: Camboya, Italia, Holanda, Bélgica…Os aseguro que queda mucha Dianne de aquí por delante, porque he vuelto para quedarme. A pesar de estar en verano, estas fotografías significan mucho para mi, pues están hechas al comienzo de mi tiempo en Colonia, allá por finales de 2016. Prometo fotos próximas más veraniegas, pero no había mejor sesión para cerrar el capítulo Alemania que estas.

Para concluir, y con riesgo de caer en un topicazo, os animo que no paréis jamás de perseguir aquello que os hace feliz. Puede que haya momentos duros, momentos en los que toque apretar los dientes, momentos de desesperación y lloro. Pero sed conscientes de que será pasajero. De que podéis ir a por aquello que queréis. De que os merecéis la mejor versión del mundo para vosotros mismos.

@diannetho hablando en un post sobre cómo renacer tras emigrar al extranjero

@diannetho hablando en un post sobre cómo renacer tras emigrar al extranjero

@diannetho hablando en un post sobre cómo renacer tras emigrar al extranjero

@diannetho hablando en un post sobre cómo renacer tras emigrar al extranjero

@diannetho hablando en un post sobre cómo renacer tras emigrar al extranjero

@diannetho hablando en un post sobre cómo renacer tras emigrar al extranjero

@diannetho hablando en un post sobre cómo renacer tras emigrar al extranjero

@diannetho hablando en un post sobre cómo renacer tras emigrar al extranjero

@diannetho hablando en un post sobre cómo renacer tras emigrar al extranjero

Comentarios

  1. Qué bonito Dianne! Me he leído todo el texto! La verdad es que acostumbrados como estamos al buen tiempo, la buena comida y a la calidez de la gente, irse a países como Alemania o Inglaterra es complicado… Pero ha sido una experiencia super bonita así que quédate con esto!
    Bienvenida de nuevo guapa! Nos continuamos leyendo!
    un beso

    http://www.curly-style.com

    1. Oh, Elisabet, muchas gracias por tu comentario, el cual no puede ser más verdadero. A pesar de ser difícil, este tipo de experiencias te hacen apreciar lo que hay en el sur y aprendes a crear los valores alrededor de los cuales quieres vivir.
      Otro beso para ti 🙂

  2. Hola Dianne!! Qué bonito tu post!! Confieso que me siento identificada contigo pero mi situación es un poco diferente a la tuya. Yo soy de la Ciudad de México y me vine a vivir a Madrid hace 11 ya..(madre mía cómo vuela el tiempo). A ver si me animo un día de estos a escribir un post de cómo me siento, de mis ganas infinitas de volver y el pánico que siento con pensar en dejar España.
    Un abrazo y aquí seguiremos leyendo tus posts y disfrutando de tus fotos aunque no sean veraniegas. 🙂
    @karimefarcug
    http://karime.es/

    1. Karime, muchas gracias por leerme y por comentar. Me encantaría leer tu post, me gusta ver perspectivas diferentes, siempre se aprende mucho y da que pensar.
      Pronto publicaré fotitos veraniegas, así que atenta 🙂
      Otro abrazo para ti.

    1. Maribel, gracias por tu comentario. Lo cierto es que sí, a los que estamos acostumbrados a ciudades soleadas, nos cuesta mucho ese tipo de cambios. Pero también es verdad que estas experiencias te hacen valorar más lo que tienes “en casa”.

  3. Hay pocas personas en este mundo que están más contentas de tenerte de nuevo por aquí. Ha sido una experiencia que te ha ayudado a crecer un montón y no tengo dudas de que ahora conseguirás todo lo que te propongas.

    Y me encanta volver a leerte.

  4. Dianne.. que bonito. Todo lo que transmite se palpa. Muchas veces el interior manda, supera a lo material o al bienestar de la situación. Que disfrutes de tu Málaga natal, de tu gente. Pero se que siempre habrá un hueco de esa Alemania que te dio la oportunidad de crecer profesionalmente. Un besazo y Feliz Verano . Elisa ideasandcreams.com

    1. Oh, Elisa, muchas gracias, me alegra saber que te han llegado mis palabras. En cuanto al resto de tu comentario, no podría estar más de acuerdo contigo. Otro beso fuerte para ti.

    1. Gracias mil, Bárbara. Ya estoy disfrutando mucho de esta nueva etapa aquí, es muy gratificante ver que todo el esfuerzo y sacrificio ha merecido la pena.
      Otro besito para ti.

Comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Instagram logo@diannetho